Biden adelanta a Trump en Georgia en el último momento y se queda a un paso de la Casa Blanca

  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Aunque la diferencia es menor en Georgia, donde les separan unos cientos de votos, Pensilvania podría decidir el vencedor. En ese estado aún quedan por contar más de medio millón de votos y Biden está obteniendo más del 60% de las papeletas

Joe Biden tiene la victoria electoral al alcance de la mano. El candidato demócrata a la Casa Blanca está 25.000 y 1.500 votos por detrás del presidente, Donald Trump, en Pensilvania y ha conseguido adelantarse en Georgia..

Según los últimos datos publicados, el candidato demócrata ha tomado la delantera en Georgia en los últimos momentos del escrutinio. Con más del 99% del voto escrutado, Biden supera a Trump por apenas 917 votos y 0,02 puntos porcentuales: 2.449.371 votos (49,39%), para el ex vicepresidente, frente a los 2.448.454 (49,37%) del presidente.

Pese a ello, la victoria del demócrata no sería definitiva en Georgia -falta el voto de los militares en el extranjero, y habrá que realizar un recuento completo-, por eso Pensilvania es verdaderamente el que decide el vencedor. En ese estado aún quedan por contar más de medio millón de votos y Biden está obteniendo más del 60% de las papeletas. A este ritmo, el candidato demócrata podría sobrepasar al presidente entre las nueve y las once de la mañana, hora peninsular española.

La diferencia seguiría aumentando a medida que se cuenta el voto por correo, en el que hay muchas más papeletas demócratas que republicanas, y el de las grandes ciudades, en especial Filadelfia. De hecho, en esa localidad, el 80% de los votos escrutados en este momento están yendo para Biden y solo el 19% para Trump. Fuentes de la campaña de Biden consultadas por ELMUNDO.es afirman que esperan ganar ese estado por 100.000 votos, es decir, aproximadamente el 1% del voto.

Pensilvania cuenta con 20 votos electorales. En la actualidad, Biden cuenta con entre 253 y 264 votos electorales de los 280 que necesita para conquistar la presidencia, según se cuente o no el estado de Arizona entre los que ha ganado. Así pues, en el momento en el que logre ese territorio, será matemáticamente el ganador de las elecciones, aunque eso solo se formalizará a principios del mes que viene, cuando los estados ‘certifiquen’ los resultados electorales, y sus Legislativos aprueben esas cifras y las envíen al llamado Colegio Electoral, que es el organismo que cumple las funciones de elegir al presidente.

El otro estado que parece que cambiará de manos hoy es Georgia. Allí, aunque apenas queda el 1% de los votos por escrutar, la victoria del ex vicepresidente con Barack Obama parece casi garantizada, dado que el escrutinio se está centrando en la principal ciudad del estado, Atlanta, en la que existe una gran comunidad afroamericana que está muy movilizada en favor de Biden, en especial tras un verano marcado por violentos disturbios raciales en esa localidad. En el condado de Clayton, en Atlanta, Biden se está llevando aproximadamente el 89% de los votos.

Georgia tiene 16 votos en el Colegio Electoral, con lo que también podría ser definitivo para que Biden atornillara la presidencia. Pero en ese estado la victoria del demócrata podría no ser definitiva, ya que el margen es mucho más estrecho. Aunque es imposible predecir el margen, éste será de unos pocos miles de votos, como máximo. A esa cifra habrá que sumar -o, más probablemente, restar- el voto por correo procedente de los estadounidenses en el extranjero. En ese apartado, Georgia tiene 8.000 militares fuera del país y, aunque no todos hayan votado, sus sufragios tienden a ser predominantemente republicanos. Finalmente, parece virtualmente seguro que habrá un recuento en ese estado. Y, con un margen tan estrecho, es difícil saber de qué lado se inclinará la balanza.

La última vez que un candidato demócrata a la presidencia ganó en Georgia fue hace 28 años, cuando Bill Clinton se presentó como candidato. En aquella ocasión, sin embargo, la situación política era más favorable al candidato demócrata, dado que había un tercer candidato en liza, Ross Perot. Clinton, así, ganó Georgia con el 43,47% del voto. Biden y Trump están igualados con el 49,4%.

El Mundo.es


  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *